Marketing y Relaciones Vs Calidad

Hoy en día cualquier empresario es consciente de que no basta con ofrecer un producto de gran calidad para asegurar el éxito de ventas. Puede que fuera así en otros tiempos (relativamente cercanos), cuando el mundo era más pequeño y la calidad de tus productos/servicios era ya conocida por la competencia, distribuidores y clientela (fija).

Tampoco me termina de convencer lo que, en sentido opuesto, dice Norbert Bolz cuando afirma en OJR que, “en la sociedad moderna, los enlaces son más importantes que los productos”. Bolz mantiene es que “no basta solo con hacer cosas de calidad” , sino que “el éxito es a network effect”, y que “los conocidos son más importantes que los amigos”. Desde un punto de vista puramente comercial, cuantitativo, esto tiene sentido. Todos tenemos bastantes más conocidos que amigos. Lo cual no quiere decir que son mejores los conocidos que los amigos.

Podemos ver este tipo de acciones de comunicación (la estrategia del que viene, que viene…) en recientes productos/servicios, donde parece que lo que prima es “que hablen de tí, que te linken”, muchas veces antes de haber sacado a la luz el nuevo producto/servicio, y sin dar muchos detalles sobre el mismo (véase las últimas campañas de Apple, FON…). En la blogosfera encuentran un escaparate perfecto.

Lo que está en juego con la comunicación no son sólo “productos”. Siempre hay más, se necesitan muchas cosas bien hechas detrás de un producto o servicio además de una buena campaña de marketing para que “funcione” (personalización, actualización, política post-venta, soporte…). No me parece que pueda afirmarse, sin más, como hace Bolz, que “linking is the new added value of the 21st century“.

Así, por una parte, la calidad del resultado del trabajo no es indiferente, porque la mala calidad no puede paliarse con buenas campañas de marketing (el muerto huele tarde o temprano). Por otra parte, las simples relaciones puede que lleven al éxito, como dice Bolz. Pero la calidad en productos y relaciones llevan al prestigio, lo que debe representar el auténtico valor añadido a día de hoy, el norte a perseguir. Los links, comentarios, posts, que tu producto salga aquí y allá bien criticado ayuda, qué duda cabe, pero si no te respalda la calidad, si no das valor añadido, pasarás a engrosar la enorme lista de olvidados vendedores de humoo “vaporware”. Cuidadín. Si el producto o servicio “no está”, pues a mejorarlo y esperar un poquito para sacarlo. La cuenta de resultados mejorará a medio plazo, eso sí, apoyándonos en el marketing y las relaciones. Pero apoyándonos, no basándonos.

Inspired by: eCuaderno

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s